domingo, 19 de abril de 2009

Hasta cuando...

¿Hasta cuándo? estas lágrimas se escurrirán por mis mejillas


¿Hasta cuándo?mis lágrimas inundarán mis ojos dejándome

 ver todo con espinas…


¿Hasta cuándo? sentiré esta opresión en mi pecho…


¿Hasta cuándo? sentiré esta desolación en mi alma…


¿Hasta cuándo? sentiré la necesidad de mirar al cielo

 y preguntarme ¿porqué?…


¿Hasta cuándo? mi cuerpo sentirá tu ausencia

 como si fuera una presencia…


¿Hasta cuándo? mi pecho sentirá este dolor…


¿Hasta cuándo? mi mente sentirá esta confusión…


¿Hasta cuándo? pensare que esto no me puede suceder a mí…


¿Hasta cuándo? llorare por todo aquello que no merece ser llorado…


¿Hasta cuándo? dormiré  adolorida…despertando

 con la sensación de haber sufrido una pesadilla…


¿Hasta cuándo? viviré esta agonía....



4 comentarios:

dan dijo...

A la pinta na!!!! Hay millones de hombres, y todos piensan distinto, nadie vale tanto para gastar lágrimas eternamente. El que se va sin que lo hechen... Todos cometemos errores lo importante es aprender de ellos, para tu próximo amor. TQM. Dany.
PD: one more para igualar la marca de febrero. Me gusta lo que escribis, pero lo importante es que te guste a vos ok.

Lourdes Celeste dijo...

Holaaa mi querido amigooo!!!
valga la aclaración...no es mal de amores!!! a veces lloras por mil motivos diferentes...la ausencia que sentis de algo no necesita ser una persona, sino algo significativo para vos "un triunfo" "un reconocimiento" la ausencia de un logro...se convierte en una presencia de "falta de logros"...en fin...Gracias por tu apoyo!!!

arima dijo...

Hola, la verdad que nos ponemos triste y lloramos por muchos motivos, gracias por hacerte seguidora y darme a conocer tu maravilloso blog.

Saludos!!!!

DiEGO RiCARDO dijo...

Hola, Lourdes... ¿Hasta cuándo? Y si tuviese la respuesta, con gusto te la diría... Además, como respondiste antes... Pueden haber millones de motivos, así que cada caso es un caso aparte.

Pero igual, avisame si encontrás respuesta JeJe...

Muchos saludos...

Hasta la próxima.